Invertir en planes de pensiones y fondos de inversión

Comparte este artículo

planes de pensiones y fondos de inversión
Tabla de contenidos

¿Qué alternativas tenemos para complementar nuestra pensión pública en el futuro?

Si no contamos con ahorros suficientes o posibilidad de financiar la compra de un inmueble, el alquiler de este, es sin duda una buena alternativa.

Si no tenemos suficiente liquidez económica y nos quedan muchos años para nuestra jubilación, deberemos empezar a invertir con tiempo, aunque sea de forma paulatina para obtener más.

¿Por qué invertir en planes de pensiones y fondos de inversión?

Planes de pensiones y la ventaja del corto plazo / fondos de inversión pagar menos impuestos a largo plazo

Actualmente, invertir en el plan de pensiones, supone un ahorro fiscal a corto plazo pues nos reduce la factura de nuestra declaración de la renta pudiendo invertir hasta 2000 € al plan de pensiones del sistema individual, y nos podemos deducir de nuestra base imponible general, en función de nuestro tipo marginal, la menor de estas dos cantidades -2.000 euros o el 30% de los rendimientos netos del trabajo y actividades económicas-.

Por otro lado, lo que se elevó, es la cantidad máxima que se puede aportar a los planes pensiones de empleo, es decir, lo que las empresas aportan para sus trabajadores. Así, este 2021, el empleador podría aportar un máximo de 8.000 euros al plan de empresa, que se sumarían a los 2.000 que podemos aportar al individual, de forma que el total sean 10.000 euros.

Los Fondos de inversión son otra de las opciones, aunque este no supone un ahorro fiscal en la renta, a la larga, los impuestos que paguemos por ellos serán mucho menores.

Ejemplo de inversión en plan de pensiones: Antes empiezas, menos pagas.

Lo importante es empezar a invertir cuanto antes, casi más que hacerlo con una suma de dinero mayor. Veámoslo con cifras.

Imaginemos que al jubilarnos, tenemos unos ingresos de 1.000 euros extra al mes sobre la nómina pública. Supongamos que esta asciende a 1.140 euros , que nos jubilamos a los 67 años y que nuestra esperanza de vida se sitúa en los 83 años. Por último, contratamos un plan de pensiones con el que logramos conseguir un 4% de rentabilidad media anual.

Con estos datos, si empezamos a invertir a los 35 años, tendríamos que ahorrar 150€ cada mes, para acumular el suficiente dinero (entre lo invertido y la rentabilidad generada) que nos permita alcanzar los 67 años y retirar 1.000€ hasta los 83 años.

En cambio, manteniendo el resto de las cifras iguales, si empezáramos a invertir a los 55 años necesitaríamos un ahorro e inversión mensual de 700 euros.

¡Ojo, estamos hablando de cantidades antes de impuestos!

¿Qué impuestos hay que pagar en los Planes de pensiones y Fondos de inversión?

Por un lado, los planes de pensiones gozan de una desgravación fiscal en nuestra declaración de la renta. Esto es una ventaja a corto plazo pues te ahorras un dinero en la declaración de la renta. Por otra parte, debes saber que los planes de pensiones pagan impuestos y mucho en comparación con los planes de inversión.

Veamos cómo tributan los planes de pensiones y fondos de inversión

Con un fondo de inversión, la forma de rescatar el dinero, no influye sobre su fiscalidad. Con un plan de pensiones, no pasa lo mismo, y la diferencia pueden ser miles de euros en impuestos.

El plan de pensiones siempre se tributará en la Base General, es decir, formará parte de las rentas del trabajo y no de las rentas del ahorro. Los Fondos de inversión por el contrario son rentas del ahorro.

A efectos prácticos, esto implica que si tributas por rentas que van a a la Base del ahorro se te aplicarán unos tipos más bajos que si tributas en el apartado de Base General del IRPF.

A continuación, ponemos las tablas de uno y otro.Vigentes en la actualidad las de 2016

Aquí puede ver la diferencia:

 

 

 

 

Ambas tablas se aplican de forma progresiva, de manera que sólo pagarás el tipo máximo del 47%  para cuando se superen los 300.000 euros. Es aquí donde está precisamente el problema para los planes de pensiones.

Planes de pensiones

Ten en cuenta que al recuperar los planes de pensiones, lo podrás hacer en forma de renta o como capital. En ambos casos ese será el dinero que se sume a al resto de tus rentas del trabajo para tributar según tu tipo marginal de tramos generales de IRPF. Es fácil de entender que tu tipo marginal sea el alto y pagues más impuestos.

Fondos de Inversión

El partícipe de un fondo de inversión sólo tributará cuando venda las participaciones y en ese momento es cuando se generará un rendimiento positivo o negativo, que a efectos fiscales tiene la consideración de ganancia o pérdida patrimonial, y como tal , debe integrarse en la base imponible del ahorro en el IRPF, tributando las ganancias, según los siguientes tramos:

  • Hasta 6.000 € – 19 %
  • Entre 6.000 y 50.000 € – 21 %
  • Entre  50.000 € y 200.000 € – 23 %
  • Mas de 200.000 €–26%
* Esto no se aplica en País Vasco y Navarra.

Como explicábamos anteriormente en las tablas, los rendimientos que van a la Base Imponible del ahorro, se aplican de forma progresiva, de manera que sólo pagarás el tipo máximo del 26% en caso de superar los 200.000 euros.

Conclusiones sobre los planes de pensiones y fondos de inversión

Si bien es cierto, que los planes de pensiones suponen una desgravación fiscal en la renta, bien es cierto que a la hora de recuperar dicho plan, tendremos que tributar por los rendimientos obtenidos y estos, irán a la base Imponible general, de manera que sumados a los rendimientos obtenidos por la pensión publica, tendrán unos tipos marginales muy superiores a los planes de inversión.

Respecto a los fondos de inversión, se tributa en el momento de su venta, y en ese momento, podríamos obtener una ganancia o una pérdida patrimonial. En caso de ser una ganancia, el tipo máximo de aplicación es el de la Base Imponible del ahorro, es decir, un 26%.

Con todo esto, y dependiendo de sus necesidades, usted podrá optar por la compra de un inmueble y alquilarlo, si su economía se lo permite o bien realizar pequeñas inversiones a lo largo del tiempo en diferentes productos financieros; en esta ocasión hemos hablado de dos de ellos: planes de pensiones y fondos de inversión. Usted elige.

Para más información, recomendamos la lectura del siguiente artículo publicado en Correo Farmacéutico que habla sobre cómo diseñar la ruta del ahorra hacia una jubilación con rendimientos.

Si necesita más información nuestros expertos del Departamento de Fiscal, estarán encantados de asesorarle.

 

 

 

 

 

Cristina Yrezábal

Departamento de Contabilidad

 

 

5/5 - (23 votos)

También le puede interesar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

En Gómez Córdoba somos expertos en compraventa de farmacias, y llevamos más de 50 años ofreciendo toda nuestra experiencia en el sector.

Contacto

Indíquenos su consulta y le responderemos lo antes posible.