«Una rural es la mejor forma de empezar como titular de farmacia»

Bonificación para la contratación en la farmacia 2019
Bonificación para la contratación en la farmacia (2019)
22 agosto, 2019
Ley de segunda oportunidad
Ley de Segunda Oportunidad: volver a empezar
3 septiembre, 2019
Farmacia Santa Ana

 

En los últimos meses, en Gómez Córdoba hemos estado recopilando conversaciones con boticarios de entornos rurales. Hoy hablamos con Tomás, el titular de la farmacia de Santa Ana, una pequeña población de 250 habitantes situada a 40 km de Cáceres y a 20 km de Trujillo.

Su relación con la farmacia rural viene de largo, y sólo tiene buenas palabras para este modo de vida que le ha hecho «sentirse realizado con la profesión».

 

 

¿Por qué recomendarías a un farmacéutico comenzar una nueva aventura en una farmacia rural?

Es la mejor forma de empezar como titular de una farmacia y aprender a gestionarla, viviendo cómodamente en un sitio tranquilo. Si lo que busca es una oficina de farmacia en una ciudad, es la oportunidad perfecta para llegar a ella a través de la farmacia rural mediante un concurso de méritos. En cualquier caso, la farmacia rural puede ser el medio o el fin para conseguir lo que busca.

 

¿Cómo es el día a día en la farmacia de Santa Ana?

Cómodo y fácil de gestionar. Te permite realizar todas las tareas relacionadas con la farmacia a lo largo del día, sin acumular trabajo y pudiendo dedicar parte de tu tiempo a seguir formándote académicamente u otras actividades.

 

¿Qué ventajas consideras que tiene la vida en un pueblo con respecto a una ciudad?

Calidad de vida, por supuesto. El pueblo tiene todo lo que necesitas para vivir tranquila y cómodamente, sin el ajetreo ni el estrés de las ciudades.

 

La labor asistencial de las farmacias, ¿crees que se acentúa en las rurales?

Sin ninguna duda. La relación con los pacientes y el tiempo que puedes dedicar a cada consulta permiten una atención farmacéutica más completa y personalizada, lo cual te permite sentirte realizado con la profesión. Esto, considero que es una tarea complicada en farmacias urbanas, donde el trato es más casual y distante, con menos tiempo para dedicar al paciente.

 

¿Y el trato con los clientes?

Es excelente, muy cercano. Se crea un gran vínculo paciente-farmacéutico que no podría darse en otras circunstancias.

 

¿Cómo conseguiste tu farmacia rural y por qué decidiste hacerte con ella?

Conseguí la farmacia a través de un concurso de méritos, ya que era una gran oportunidad para ser titular de una oficina de farmacia, la cual considero que es una de las mejores opciones para un licenciado/graduado en Farmacia.

 

Cuéntanos un poco más sobre Santa Ana y cómo se vive en el pueblo

Santa Ana es un pueblo de la provincia de Cáceres que cuenta con 250 habitantes. Se encuentra a 40 km de Cáceres y a 20 km de Trujillo, lo cual te permite vivir en una de estas dos ciudades y desplazarte a la farmacia diariamente, si así lo prefieres.

Santa Ana está a 3 km del municipio de Ruanes que cuenta con 65 habitantes, el cual también es atendido farmacéuticamente por la farmacia.

Tiene consulta médica diaria y una residencia geriátrica con 20 plazas y otras 10 plazas en construcción, las cuales estarán disponibles en enero de 2020. El pueblo también cuenta con colegio, bares, comercio, piscina municipal, centro social, actividades turísticas… Y si te apetece realizar otras actividades de ocio puedes desplazarte en poco tiempo a Trujillo y a Cáceres.

A partir de Semana Santa, la población aumenta por las vacaciones, el buen tiempo y las fiestas.

 

¿Qué es lo que más te gusta de Santa Ana?

Lo mejor de Santa Ana es la calidad de vida que hay en el pueblo y su gente, los cuales me acogieron con cariño y, a día de hoy, muchos son grandes amigos.

 

¿Consideras que ser farmacéutico rural te ha aportado algo diferente que no tienen tus compañeros de profesión en las ciudades?

Por supuesto. Considero que he podido desempeñar completamente mi labor como farmacéutico. Además, me ha permitido completar mi formación profesional y académica, lo cual hubiera sido complicado en una farmacia urbana por falta de tiempo.

 

¿Qué nos puedes contar del local de la farmacia?

El espacio del local no dedicado al público se utiliza como almacén y despacho. Pero, cuenta además con baño y otras dos salas de uso personal.

El local de la farmacia se encuentra actualmente en alquiler, pero se están realizando las gestiones oportunas para que el ayuntamiento ceda gratuitamente un local para la farmacia, el cual se encuentra justo al lado del consultorio médico.

 

Cuéntanos cualquier otra cosa que creas importante señalar sobre la farmacia rural

La farmacia rural es un buen medio para conocer tus puntos fuertes y débiles como gestor de una farmacia, para de esta manera potenciar aquellos aspectos donde necesitas fortalecerte. Por tanto, es una forma ideal de iniciarse en esta etapa como titular de una oficina de farmacia.

Además, la farmacia rural centra su atención en los medicamentos, no hay tanta parafarmacia, lo cual es importante para no olvidar realmente nuestro objetivo profesional hoy en día.

Por último, es importante tener en cuenta a las farmacias rurales para evitar el desabastecimiento en estas poblaciones, donde además el farmacéutico es uno de los grandes pilares sanitarios y una persona muy valorada por el pueblo.

 

Si está dispuesto a conceder una oportunidad a esta farmacia rural, sólo tiene que ponerse en contacto con nosotros en el

teléfono 914 579 745 y solicitar información sobre la referencia 564, o bien hacer click en este enlace (necesario registro).

 

Santa Ana (Cáceres)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Zona privada